Inicio / Seguridad / Agresiones a periodístias / Guerrero podría convertirse en Zona de Silencio por ataques a la prensa y la censura

Guerrero podría convertirse en Zona de Silencio por ataques a la prensa y la censura

*** Alertan la periodista Marcela Turati y Asociación de Periodistas del Estado de Guerrero

Bernardo Torres/API
Chilpancingo, Gro. 13 de Agosto del 2017.- Este fin de semana el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, rindió su informe anual, donde alertaron sobre el riesgo de que Guerrero se convierta en una Zona de Silencio, por los constantes ataques a la prensa y la censura de los medios de comunicación.
Marcela Turati periodista y colaboradora de la Revista Semanal “Proceso”, y Sergio Ocampo, representante de la Asociación de Periodistas de Guerrero (APEG), quienes plasmaron la situación del periodismo en la entidad en dicho informe coincidieron que la libertad de expresión está ante un grave riesgo.
En Guerrero, existen estructuras criminales que operan fuera de la ley que buscan controlar regiones enteras, que de acuerdo con la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana, es una de las principales características de las regiones silenciadas.
Para la periodista, Marcela Turati, el asalto a siete periodistas el pasado 13 de mayo en el municipio de Acapetlahuaya, luego de una serie de “narcobloqueos” y donde fueron despojados de un vehículo y equipo profesional, refleja, la situación a la que se enfrentan los que ejercen esta labor. 
La cooperación, colusión u omisión de amplios sectores de la administración pública de distintos niveles; la falta de respuesta de las instituciones para prevenir, proteger, investigar y sancionar las amenazas a la vida e integridad, así como la falta de garantías para el ejercicio de la libertad de expresión, constituyen otros riesgos.
Asimismo, la falta de apoyo y capacitación de periodistas locales, los vuelve vulnerables a ataques, ya sea por la forma de abordar los fenómenos noticiosos o por verse involucrados con autoridades, e incluso las estructuras criminales.
Recientemente Freedom House, la fundación MacArthur y el International Center of Journalist, concluyeron en que “los periodistas en Guerrero carecen de recursos suficientes de protección, tienen una precaria situación laboral, que los enfrenta a numerosos riesgos para ejercer la libertad de expresión”.
El éxito obtenido por las estructuras criminales en silenciar a los medios de comunicación y a los formadores de opinión durante largos espacios de tiempo, sumado a la impunidad de los generadores de violencia genera incentivos para perpetuar la violencia dirigida en contra de los comunicadores, concluyen organizaciones.
Sergio Ocampo, miembro de la Asociación de Periodistas del Estado de Guerrero (APEG), indica en este informe que reporteros y reporteras se  encuentran en total indefensión, lo que hace muy difícil el trabajo de informar.
En referencia a lo ocurrido el 13 de mayo, dijo; “No hay condiciones para ejercer el periodismo con libertad, es un ejemplo de impunidad, fuimos testigos de cómo actúan los grupos de la delincuencia organizada y por lo que pudimos comprobar cuentan con la protección de las fuerzas federales.
Las agresiones contra la labor periodística provienen de diversos actores;  buscan impedir conocer la verdad y obstaculizan el acceso a la justicia. Es el propio gremio el que ha tenido que organizarse para salvaguardar su vida e integridad física, concluyó Ocampo Arista.
Durante el 2017, la APEG ha documentado por lo menos 22 agresiones en contra de los comunicadores, 20 de ellas se dieron en los meses de mayo y junio.
El 02 de marzo de 2017 Cecilio Pineda, columnista y reportero en lo Tierra Caliente fue asesinado, a pesar de contar con medidas de protección del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de los Derechos Humanos y Periodistas de la Secretaría de Gobernación, como se abordará posteriormente en el texto “Los (Narco) intocables de Guerrero.
Las otras 21 agresiones, tienen que ver con hostigamiento y amenazas. En total, son 21 reporteros los que han padecido los agravios por ejercer su labor periodística en la entidad. Aunque no todos lo denuncian ni visibilizan por lo que el número puede ser mayor. (Agencia Periodística de Investigación) 

Acerca Cuevas

Mira también

En supuesto asalto, ejecutan a un joven en pleno Centro de Chilpancingo 

API Chilpancingo, Gro. 23 de Agosto del 2017.- Un joven fue atacado y asesinado a balazos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.